Romeo y Julieta, una historia de amor.

En Verona, una ciudad del interior de Italia, vivían dos familias que se odiaban entre sí debido a unas diferencias muy grandes que parecían irreparables. Eran las familias Capuleto y Montesco, quienes nunca se imaginaron que 2 de sus descendientes se iban a enamorar: Romeo, hijo de los Montesco, se fijó en Julieta de los Capuleto incluso sin tener la oportunidad de conocerla. Su aventura comenzó un día en que Romeo decidió colarse en una fiesta organizada por la familia “rival”. Romeo se puso una máscara para no ser reconocido. Esa noche, por fin tuvo a Julieta frente a frente y se enamoraron a primera vista. 


Entre los dos se soñaban y se deseaban, tanto que Julieta lo declaró cuando subió al balcón de su casa para proclamar su amor, aún sabiendo que era casi imposible. En ese mismo momento, Romeo se había colado en el jardín de su casa y estaba escuchando con atención sus palabras, seguido a eso, se reunieron y terminaron de confesarse ese profundo aprecio. Al poco tiempo, con ayuda de Fray Lorenzo, un cura amigo de Romeo, se casaron a escondidas. Sin embargo, la familia Capuleto se enteró de que Romeo había estado en su fiesta, por lo que se volvieron locos de ira. Así, Tebaldo de la familia Capuleto retó a Mercurio, otro amigo de Romeo, a un duelo a muerte. Se enfrentaron sin la aceptación de Romeo, pero cuando este vio que su amigo fue dado de baja enseguida intervino y acabó asesinando a Tebaldo. Como consecuencia fue condenado al destierro y tuvo que abandonar Verona, al mismo tiempo todos descubrieron su matrimonio secreto con Julieta.


La situación se complicó: los padres de la joven no aceptaron esta unión y la obligaron a casarse con París, un reputado noble. Julieta accedió sin mucho convencimiento, pero la noche anterior a la ceremonia bebió un narcótico para simular que estaba muerta. Ya había acordado con el cura Fray Lorenzo de que este enviará el mensaje a su prometido, pero al final, no pudo entregar el mensaje y Romeo se terminó dando cuenta de la supuesta noticia de que Julieta había muerto. Este no soportó el dolor, así que decidió comprar un peligroso veneno y se lo tomó junto a la tumba de su esposa. Cuando Julieta se despertó vio a su amor sin vida y aunque le dijeron que se escondiera en algún convento, ya no quería vivir más, así que también acabó con su vida. Las familias encontraron los cuerpos de ambos y Fray Lorenzo les contó toda la historia. En ese momento, por fin entendieron todo el amor que sentían sus hijos y terminaron sellando la paz entre familias. 


Esta historia clásica fue escrita por William Shakespeare entre 1593 y 1594, volviéndose muy popular, siendo reconocida en casi todo el mundo y siendo un símbolo de romance, amoríos y parejas. La historia ha sido trasladada a novelas, series y películas. En este mes de septiembre, mes del amor y la amistad, Cliché viene con un nuevo aroma dedicado a las parejas y mientras tanto seguimos haciendo ese recorrido histórico con historias famosas de amor. 

En Cliché nos inspiramos en esta historia para crear un aroma de edición limitada, Romeo y Julieta es un aroma con combinaciones de rosas, con notas olfativas ácidas y cítricas. Pensado para parejas, para revivir momentos especiales, en intimidad y románticos. Experiencias únicas a traves del sentido del olfato.

Consíguelo en el siguiente link aquí:

https://clichecolombia.com/collections/ediciones-especiales

 

Dejar un comentario